LVT 2

miércoles, 3 de abril de 2013

[Disco] The Strokes - Comedown Machine (2013)

Me he cansado de defender desde aquí por activa y por pasiva todo lo que leía (y leo) sobre el último disco The Strokes, los últimos en pagar el pato del elitismo más absurdo.

Con sus dos singles de presentación increíbles, One Way Trigger, atacado por todos los frentes, comparándola con El Muelle De San Blas de Maná incluso, cosa que solo pueden decir fans camuflados (y en el anonimato trendy) de los mexicanos, que vale que lo hagan con el Take On Me de A-Ha aunque solo sea por el parecido de los sintes, pero lo otro...

El otro, All The Time, temazo marca de la casa y una de esas que ya nunca fallan en mis noches de pinchadisqueo, y que debería callar las bocas de todos esos estúpidos que llenan el Primavera Sound sin conocer ningún grupo ni intención de hacerlo.

Otros aciertos (para mí, claro), 80's Comedown Machine, nueva vía entre su sonido y el ochenteo más petardo; la rítmica Chances; o Happy Ending, más propia del disco en solitario de Casablancas que de las del grupo, compensan los suficiente para catalogar Comedown Machine como un buen disco.

Cuando navegan por los paraísos fm inofensivos y absurdos más propios de los Duran Duran de la década de los cardados es cuando chirrian, pero personalmente, prefiero un disco menor de The Strokes, que cualquier mierda sin sentido de las que nos intentan colar cada día Pitchfork y demás discípulos del moderneo más intolerante.

1 comentario:

  1. A mi la de One way trigger no me entró la primera vez, la segunda poco, y ahora me gusta. Aunque si la hubiera escuchado sin saber que eran los Strokes seguramente me habría entrado más rápido. Y la progressión vocal de Thom Yorke a Björjk tiene su punto.

    ResponderEliminar